Las vacaciones y los signos del Zodíaco

Las vacaciones y los signos del Zodíaco

Cuando llega el verano todos soñamos con salir de vacaciones para recuperar nuestras energías y prepararnos así a enfrentar las obligaciones de un nuevo año.

Pero mientras algunos signos planifican largas caminatas a la orilla del mar con el fin de recuperar la serenidad perdida, otros consideran que la mejor forma de descansar es cruzando el Amazonas en barco, escalando una altísima montaña o manteniendo fogosos y breves romances en una ciudad exótica.

Leyendo esta nota podremos averiguar qué tipo de vacaciones son las indicadas para cada signo solar, para evitar errores a la hora de planificar nuestra salida veraniega y disfrutar al máximo de nuestro bien merecido descanso.

Las vacaciones de Aries: África, destino ideal para un nativo de Aries.

Los Aries aman el calor y los países exóticos. Recorrer Oriente, ir de safari por África, atravesar el desierto en un rally o visitar las pirámides (sin guía de ninguna clase) son algunas de sus fantasías más acariciadas.
Qué poner en la maleta: Bermudas, sandalias de cuero, cepillo de dientes y nada más.
Dónde alojarse: Tanto en un hotel de lujo como en un camping.
Acompañantes que debe evitar: Los que miran siempre el reloj.

Las vacaciones de Tauro: Turquía, destino ideal para un nativo de Tauro.

La naturaleza es el mejor ámbito para el descanso de un Tauro, pero siempre que sea en un sitio cómodo, agradable y con abundante comida. Turquía, Bélgica, Amsterdam y la isla de Capri son geografías que se adaptan a su personalidad.
Qué poner en la maleta: Vestimenta cómoda pero refinada. Cosméticos y perfumes.
Dónde alojarse: En una pequeña y pintoresca granja.
Acompañantes que debe evitar: Los que sufren insomnio.

Las vacaciones de Géminis: New York, destino ideal para las vacaciones de un nativo de Géminis.

Movedizos y curiosos, los Géminis adoran descubrir nuevos horizontes. Para ellos son indicadas las visitas a Nueva York, París, Londres o San Francisco, sin permanecer más de tres días en cada lugar.
Qué poner en la maleta: No necesita consejos, siempre sabrá qué precisa en las diversas latitudes que transite.
Dónde alojarse: En un bungalow o un hotel supermoderno.
Acompañantes que debe evitar: Aquellos que hablan poco y los que se casan con facilidad.

Las vacaciones de Cáncer: Venecia, el lugar ideal para las vacaciones de los nativos del signo Cáncer.

Movedizos y curiosos, los Géminis adoran descubrir nuevos horizontes. Para ellos son indicadas las visitas a Nueva York, París, Londres o San Francisco, sin permanecer más de tres días en cada lugar.
Qué poner en la maleta: No necesita consejos, siempre sabrá qué precisa en las diversas latitudes que transite.
Dónde alojarse: En un bungalow o un hotel supermoderno.
Acompañantes que debe evitar: Aquellos que hablan poco y los que se casan con facilidad.

Las vacaciones de Leo: Isla Martinica, lugar ideal para las vacaciones de los nativos del signo Leo.

Auténticos reyes, los nativos del signo Leo prefieren las vacaciones lujosas y espectaculares.
La zona más lujosa de la isla de Martinica (salvaje pero fastuosa) o el hogar de un jeque árabe son sitios en los que se sentirá muy a gusto.
Qué poner en la maleta: Una camisa dorada y otra color leopardo. Algunas joyas y la tarjeta de crédito.
Dónde alojarse: En una suite muy amplia y con piscina privada.
Acompañantes que debe evitar: Los más llamativos que usted.

Las vacaciones de Virgo: Grecia, destino ideal para los nativos del signo Virgo

Intelectuales, muy observadores y obsesivos con la higiene, los nativos del signo Virgo se sienten a gusto en sitios ordenados como Suiza y Berlín o en países donde la cultura esté siempre presente, como Grecia.
Qué poner en la maleta: Ropa fácilmente lavable y un botiquín de primeros auxilios.
Dónde alojarse: En un hotel pequeño pero muy limpio.
Acompañantes que debe evitar: Los desordenados y los noctámbulos.

Las vacaciones de Libra: Atenas, lugar ideal para las vacaciones de los nativos de Libra.

Para Libra es fundamental que la armonía y la belleza circunde su vida.
Le agrada visitar ciudades como Roma o Atenas, cunas de la cultura clásica, para allí recorrer museos y comunicarse con los habitantes.
Qué poner en la maleta: Camisas pastel y pañuelos de seda.
Dónde alojarse: En un sitio refinado y silencioso.
Acompañantes que debe evitar: Una pareja en crisis, amigos indecisos o alguien que no aprecie el arte.

Las vacaciones de Escorpio: Indonesia, destino ideal.

Misteriosos y pasionales, los Escorpio buscan en sus viajes experimentar grandes emociones.
Recorrer Indonesia o convivir con los nativos de una tribu africana son opciones adecuadas a su personalidad.
Qué poner en la maleta: Trajes insinuantes de color negro perfumes exóticos, pañuelos de seda y un puñal con mango de nácar.
Dónde alojarse: En sitios misteriosos y poco concurridos.
Acompañantes que debe evitar: Los temerosos y los superficiales. Los moralistas también son desaconsejables.

Las vacaciones de Sagitario: Algún desierto sería un lugar ideal.

Para los Sagitario las vacaciones son sinónimo de aventura; si atraviesan el Amazonas no temen encontrar cocodrilos y siempre estarán dispuestos a cruzar el desierto en un jeep bien equipado.
Qué poner en la maleta: Ropa deportiva y un equipo de explorador.
Dónde alojarse: En carpa o en la cabaña de un guardabosques.
Acompañantes que debe evitar: Los que detestan caminar y quienes no se ríen.

Las vacaciones de Capricornio: Machu Pichu, destino ideal.

Tenaz, autosuficiente y solitario, Capricornio es un signo que disfruta de viajes tranquilos y que a la vez lo conecten con su profunda espiritualidad. Lo seduce el Tibet, el Himalaya o la ciudad inca del Machu Pichu. Escalar montañas es su pasatiempo favorito.
Qué poner en la maleta: Poco equipaje y bastante dinero; un cuaderno o agenda con tapas de cuero.
Dónde alojarse: En un templo o un refugio de montaña.
Acompañantes que debe evitar: Quienes no respetan su silencio los que despilfarran el dinero.

Las vacaciones de Acuario: Cabo de Hornos, el lugar ideal.

Prefieren los viajes improvisados a sitios insólitos. Sueñan atravesar el Cabo de Hornos o explorar el desierto de Arabia, pero siempre que lo acompañe un grupo numeroso y poco convencional en sus costumbres.
Qué poner en la maleta: Atuendos originales y cómodos.
Dónde alojarse: En una cabaña o en la casa de un amigo.
Acompañantes que debe evitar: Los muy convencionales quienes prefieren vacaciones demasiado tranquilas.

Las vacaciones de Piscis: Un bosque escocés es uno de los lugares ideales.

Los Piscis aman abandonarse a la contemplación del paisaje y evadirse del mundo.
Disfrutan tanto buscando gnomos en un bosque escocés como meditando a orillas del Mediterráneo.
El mar les devuelve el equilibrio.
Qué poner en la maleta: Camisas con volados y un libro de poemas. Tampoco puede faltarle música, pinceles, temperas y una buena cámara fotográfica.
Dónde alojarse: En un barco o en una cabaña del bosque.
Acompañantes que debe evitar: Los que viajan para hacer compras.